¿Qué puedo hacer hoy?

Cine en AMP "A las cinco de la tarde"

Presentación de la película "A LAS CINCO DE LA TARDE", de la realizadora iraní, Samira Makhmalbaf, quien es parte del movimiento de la Nueva Ola del cine de Irán. Será el jueves 8 de marzo de 2018, a las 21, en el SUM de la AMP, con entrada libre y gratuita.


LUGAR : SUM de AMP (Dalmacio Velez 337)
HORA : 21
FECHA : 08 de marzo de 2018

"A LAS CINCO DE LA TARDE" es una emocionante y bella historia. A partir del derrotero de dos mujeres afganas y el camino que ellas recorren, la directora consigue trasmitir la dura situación de las mujeres en Afganistan y, por extensión, a lo largo de la historia de la humanidad. "A las 5 de la tarde", la película de la joven directora iraní Samira Makhmalbaf (La manzana, Pizarrones), pinta un inteligente y emotivo fresco y nos invita a escrutar con ojos atentos los avances y retrocesos de esa lucha que aun deben seguir librando las mujeres para que la historia de la humanidad no sea la de “el hombre”, sino la de “las mujeres y los hombres”.
Filmada íntegramente en la desvastada ciudad de Kabul y sus alrededores, "A las 5 de la tarde" toma prestados el tono elegíaco y los versos del español Federico García Lorca (del poema “La cogida y la muerte”, de su Romancero gitano) como el lei motiv que atraviesa el film desde el inicio hasta el final del relato, y que se representa en la misma escena que se repite, como un círculo predestinado y maldito, en el primero y en el último plano. Si bien esa estructura circular que posee la película pareciera sugerir que estamos frente a un circuito perverso, se pueden desglosar, a su vez, otros varios recursos cinematográficos que su directora utiliza, tanto en la puesta de cámara como en la puesta en escena, y que inclinan más la balanza en el sentido de otorgarle una tregua al destino, que en condenarlo a la repetición.
La historia del film se centra en un determinado momento en la vida de dos mujeres afganas que viven entre las ruinas de una ciudad arrasada por una guerra, en donde la violencia, la represión, la miseria, el dolor, y la muerte, son las excoriaciones expuestas de una herida que se resiste a cicatrizar. Ambas están delineadas como el estereotipo del modelo social que representan. Una de ellas es la madre de un moribundo bebé al que no puede amamantar como consecuencia de su estado de inanición; la otra es una joven con aspiraciones intelectuales, que debe armar una pantomima para evitar que su padre descubra que concurre a la escuela a estudiar, pues alberga la ilusión de llegar a ser presidenta de su país algún día. La película oscila entre dos extremos de modelos de mujer, que no son más que el producto de dos modelos sociales y de dos puntas generacionales en las que se ponen en juego la ancestral puja entre la tradición y la modernidad. Estos dos estereotipos, el de la mujer que está sesgada y confinada a lo doméstico, por un lado, y el de la que busca en el conocimiento una forma de salvación, de trascendencia y, a la vez, un camino hacia la vida pública que le permita romper el círculo, (sobre) viven en el escenario de una de las regiones menos desarrolladas del mundo. La directora decidió trabajar con actores no profesionales y elegirlos entre los habitantes de Kabul. Fue delicado convencer a muchos de ellos para que participaran en la película, debido a que la era talibán aún era muy reciente. se destacan entre los intérpretes: Agheleh Rezaie, Abdolgani Yousefrazi, Razi Mohebi.
Por sus características, es muy probable que este largometraje, cuyo título está inspirado en “Llanto por la muerte de Ignacio Sánchez Mejías”, un famoso poema escrito por Federico García Lorca, no resulte de interés para el espectador común. A las cinco de la tarde es un material cinematográfico que no tiene como propósito ni divertir al espectador ni sumergirlo en un drama ficticio: es una historia de utopías, esperanza y desesperación que invita a la reflexión y al análisis de esta cruda realidad del Afganistán post talibán. Tal como señaló Luciano Monteagudo en su reseña para Página/12, este trabajo de Samira Makhmalbaf no sólo deja en evidencia el rol de la mujer en esa región, sino que también expone el sufrimiento de todo un país condicionado por los conflictos bélicos y la intolerancia. 
En el Festival de Cine de Cannes, recibió el Premio del jurado, y fue nominada a la Palma de Oro.

Mapa del sitio
Power by Diego Gardella